Pilates en columpio, ¿una nueva forma de hacer Pilates?

Share

Cuando oí por primera vez, Pilates Aéreo, Pilates en suspensión, Pilates en Columpio, ingravidez… llámalo como quieras , pensé, no sé qué más van a inventar.

Hace poco leía a Manuel Alcazar (si no conoces su blog, te lo recomiendo) sobre un nuevo implemento en el que comentaba exactamente lo que yo pensaba del Pilates en columpio: “Con estas cosas prefiero ir a la penúltima. Que se gasten el dinero los que con tanto convencimiento me hablan sobre las virtudes de ese nuevo producto y si tras un tiempecito siguen mostrando el mismo entusiasmo, me empiezo a interesar”. Pues creo que ya después de 10 años y más en estos últimos años, puedo decir que Pilates en suspensión sobre Columpio se ha establecido como una forma más de hacer Pilates. Así que aquí estoy, investigando un poco más sobre ello.

Profundizamos en el origen del Pilates en suspensión

La verdad es que cuando escuché hablar de la modalidad en suspensión, fue en referencia al Yoga: Yoga Aéreo. Y es que no podía ser de otra forma, Pilates ya lo hizo con su método, muchos de sus ejercicios provienen de posturas de yoga.

En esta ocasión el Pilates en Columpio también se basa en una de las modalidades de Yoga, Mallakhamb Rope que también proviene de la India. Este tipo de yoga en ingravidez realiza asanas en una cuerda.

“Y es que en la antigüedad, una de las creencias del ser humano, era liberarse de ataduras del peso de su cuerpo, utilizando cuerdas, telas, etc. para descolgar su cuerpo o alguna parte de ella” nos comenta Rafael Humanes, director de formación de Pilates y Columpio de Pilates León

Hemos visto cómo han proliferado los estudios de Pilates donde se puede practicar Pilates en suspensión y a muchos famosos tanto dentro como fuera del ámbito de Pilates entrenando sobre un columpio, pero, a mi me surgen varias dudas, que Rafa ha tenido la amabilidad de aclararnos.

 

La cantante Pink sobre columpio
La cantante Pink es una apasionada del entrenamiento en ingravidez con columpio.

 

¿Pilates en columpio puede practicarlo cualquiera?

“Este método puede practicarlo todo tipo de personas, no se requiere experiencia, los ejercicios están estructurados para que todo alumno practique y disfrute del método.El instructor es el que tiene que valorar que ejercicios deben realizarse y adoptarse para cada persona.

Como toda actividad se requiere de un periodo de adaptación, al inicio realiza los ejercicios más sencillos y progresivamente aumenta la dificultad conforme el alumno vaya mejorando. Muchas veces aunque un ejercicio parezca difícil de realizar tal vez cuando empieces a practicarlo no resulte tan aparatoso”

¿Qué beneficios reporta realizar Pilates sobre columpio?

Todas las escuelas consultadas están de acuerdo en que practicar Pilates en ingravidez, reporta los siguientes beneficios:

  • Moldea el cuerpo y consigue un buen tono muscular.
  • Mejora y ayuda en la alineación postural.
  • Fortalecimiento musculo-esquelético y de las articulaciones para prevenir lesiones.
  • Aumento de la flexibilidad.
  • Mejora de la coordinación en los movimientos.
  • Se elimina el estrés y las tensiones musculares.
  • Eliminar dolencias.

Además, nos cuenta Rafa, hemos realizado investigaciones que verifican que podemos ganar entre 0,5-1,5 cms de altura. Esto nos lleva a la conclusión de que las articulaciones se decoaptan y se abren espacios entre las vértebras.

 

Rafael Humanes durante una de las formaciones de Pilates y Columpio
Rafael Humanes durante una de las formaciones de Pilates y Columpio

 

Otro beneficio muy importante y que no se nos puede olvidar nunca es disfrutar y pasarlo bien y el columpio nos lleva a ese estado de desconexión y saca el niño que llevamos dentro.

Es muy interesante esta modalidad porque muchas personas con vértigos o miedos a las alturas vencen este hándicap y afrontan con valentía estos retos. Aprenden a enfrentarse a problemas de la vida diaria. Es muy gratificante ver a personas que no se imaginaban poder ejecutar estos ejercicios y, que con dedicación y valentía, son capaces de hacer eso más. El ser humano puede llegar a límites insospechados y eso es lo bonito. Recuerdo a María que padece de vértigos y miedos a las alturas porque de pequeña se cayó desde 2 metros y la ves haciendo el “guerrero” a una altura de 1 mt colgada en el aire con una destreza increíble y me dice: “Jamás pensé yo que iba a poder hacer esto”

Hay una gran variedad de columpios ¿cómo elijo uno?

Hay muchos tipos de columpios y sobre todo diferentes telas. Puedes comprar uno de 30€ u otro de 160€ pero como todo, en algo habrá la diferencia, ¿no?. Lo importante es que el tejido de la tela sea de muy buena calidad porque sino se pueden rajar, es un tejido parecido al de un paracaídas muy resistente.

El columpio se compone de:

El cuerpo del columpio que es como una especie de hamaca.

Los brazos del columpio en el que tiene tres agarres: corto, mediano y largo.

Y ¿qué diferencias hay entre Pilates Mat o Máquinas y Pilates en ingravidez?

“La diferencia entre el mat y las maquinarias es que en el Pilates y columpio juegas con movimientos tridimensionales y no tan lineales. Generas tal variedad de movimientos que enriquece mucho más el método Pilates.

Simplemente tu cuerpo se mueve y es maravilloso porque somos “movimiento”. Los instructores de Pilates somos muy precisos y controladores. Aquí el concepto cambia y buscamos la idea de “muévete” y luego ya te iré modificando y moldeando para que la ejecución sea perfecta, pero primero muévete!

Pilates Y Columpio. Rafa Humanes 3
Da versatilidad a tu estudio de Pilates incluyendo clases de Pilates en suspensión

 

También es cierto que habrá personas que piensan que sería un cambio muy grande para su estudio, que los alumnos no lo aceptaran, que con ellos no va esta modalidad, mi opinión es “¡pruébalo!, busca nuevas sensaciones dentro de Pilates”.

¿Cómo es la formación de Pilates en suspensión con columpio?

Hemos diseñado unas progresiones, de movimientos simples a más complejos, para que tu cliente asimile e integre de forma sencilla todos los ejercicios. Damos una parte teórica-práctica donde experimentamos sensaciones sobre el columpio además de conocer los avances científicos que sustentan cada ejercicio.

Y por otro lado aprenderás a guiar y asistir a tus alumnos para que lleguen a una correcta ejecución y cómo transmitirles con esta herramienta los principios del método Pilates.

Se establecen tres niveles para el curso de instructor:

1. En contacto con el suelo o de introducción del método: Se estructuran los ejercicios básicos para aquellos clientes que necesitan un método de “reorganización” del cuerpo y adaptarlo a las necesidades de estas personas.

2. Una parte del cuerpo en contacto con el suelo y otra en el aire. Serie intermedia: El movimiento es fluido y los alumnos mecanicen  los movimientos y adopten una reeducación postural y una mejora de la salud.

3. Ejercicios en el aire. Serie avanzada: Es la “integración total del cuerpo”, los ejercicios sencillos se pueden progresar hasta realizar verdaderas acrobacias, y cualquier persona puede llegar a completarlos.

Rafa concluye: “Cuando lo pruebes, no querrás dejarlo. ¡Saca el niño que llevas dentro y súbete al columpio!”.

Espero que con este post te hayamos aclarado todas las dudas que te puedan surgir sobre esta nueva tipología de fusión de Pilates, pero si te ha quedado alguna, por favor, envianosla a través de los comentarios, para que todos podamos beneficiarnos.

Si has probado esta modalidad, o lo tienes instalado en tu estudio de Pilates, te invito a que compartas tu experiencia. ¿Nos vemos en el aire?

En la sección Agenda tienes todo el calendario de formaciones de Pilates y también la de Pilates León que la próxima será en Madrid.

Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *